foto: Portada del álbum

Diana Gutiérrez, nada más los viernes

Adnaloy Hernández Rodríguez | 3/DIC/2014

La joven violinista se animó a cantar y ahora presenta su primer demo

Un auditorio de personas desconocidas no hace temblar a la joven violinista Diana Gutiérrez, pero la grabadora de una periodista le pone los nervios de punta. Por suerte, vence el deseo de compartir con los amigos de Suenacubano.com sus primeros pasos en la música y cómo la abraza como instrumentista, intérprete y compositora.

Desde pequeña le gusta escuchar música, y a los tres años de edad ya cantaba un montón de temas. “Al principio quería estudiar piano, pero mi madre me dijo: Hay muchos pianistas y en cada orquesta ves un solo piano. Entonces me llevó a la Casa de Cultura, donde me enseñaron el violín y, al instante, me enamoré de su sonido”.
Solo cuatro años separan a la Diana estudiante de la profesional, pero en tan poco tiempo ha aprendido en prestigiosas agrupaciones cubanas.

“¡La Camerata Romeu ha sido la más rigurosa! Me incorporé cuando todavía estudiaba en el Instituto Superior de Arte y permanecí en ella durante cinco años. Zenaidita es tremenda, me exigió mucho como instrumentista y como mujer cubana, pero siempre para mejorar”.

A principios de 2014, Diana Gutiérrez decide salir completamente del cascarón y comenzar su carrera como cantante solista. Fue en ese momento revelador que le propuso a Roberto Carcassés ser el productor musical de su primer demo.

Nada más los viernes es una producción sencilla que incluye cuatro canciones. Robertico compuso dos, al igual que Mauricio Figueiral. Quise mezclar varios géneros cubanos con ritmos de otros países, por eso tiene de reggae, bachata, cha cha cha, canción y funk”.

Aunque el demo fue concebido cuando Diana no se había atrevido a poner su inspiración en una pieza musical, su entrada al grupo Interactivo despertó la curiosidad por escribir su primera canción y por aprender a tocar la guitarra. Ahora, la joven pretende incorporar sus nuevas composiciones.

“Ser una artista interactiva es una presión muy grande, confiesa. Todos son músicos estrellas y cantantes de élite. El público los conoce y corea sus temas. Es un trabajo difícil, a la vez me enriquece.

“Por ejemplo, nunca había interpretado música popular, pues siempre preferí los boleros y la música americana. Pero Interactivo me ha obligado a escuchar y cantar música cubana, un terreno en el cual quienes venimos del mundo clásico nos encontramos un poco perdidos”.

Diana Gutiérrez está descubriendo un universo musical y disfruta ser una interactiva más. Tras crecer al compás de la sonoridad de su violín, ahora alza su voz en un primer demo que escucharemos durante toda la semana, aunque se nombre Nada más los viernes.

 

Disponible en iTunes "Nada más los viernes" de Diana Gutiérrez