foto: Rafael Valiente

Yumurí: changanero y bien cubano

Alba Lucía Soto | 14/JUN/2017

El destacado músico Moisés Valle promueve por estos días su más reciente producción discográfica y festeja los 25 años de su orquesta.

Lo recibí en casa como quien recibe un amigo muy querido que hacía años no veía, entró jovial y así fluyó nuestra conversación. Y es que con Moisés Rafael Valle Molerio, “Yumurí”, el trato no puede ser de otra manera sino con cortesía, mucha cubanía y musicalidad.

El objetivo fundamental de la plática fue el lanzamiento de su más reciente disco Changanero, el mismo fue nominado en la Categoría de Música Popular Bailable (Maestros) en el recién finalizado Cubadisco 2017.

“Changanero viene de changa, de formar alboroto, de formar líos hablando en buen cubano”. Así describe Moisés Valle el término que da título a esta nueva aventura musical cuyo lanzamiento al mercado coincide con la celebración de los 25 años de carrera musical de Yumurí y sus hermanos.

“Hace algún tiempo nos enfocamos en sacar este disco. Es la séptima producción de Yumurí y sus hermanos, grabado en estudio con la casa discográfica Bis Music. Es un álbum esencialmente bailable, pensado, realizado y dirigido al público bailador, a ese cubano de a pie, que va a las plazas a disfrutar de la música genuinamente cubana”, explica Valle.

“En Changanero mezclo géneros como el son, la guaracha, la rumba, el bolero, la timba y lo que se conoce como música salsa. El repertorio es variado y utilizo el gracejo popular, cómo habla la gente en la calle, el doble sentido; respetando siempre el leguaje en los textos. Esto no lo inventé yo, viene de Ñico Saquito, Ignacio Piñeiro, Arsenio Rodríguez, Benny Moré, Juan Formell, los grandes soneros que graficaban en sus obras la vida cotidiana del cubano…”, apunta.

“Es un disco muy sabroso, en el cual seguimos apostando y defendiendo el tumba’o cubano, ese que tiene algo contagioso, en el piano, en el bajo, con una percusión muy fuerte, que distingue nuestra música y la dignifica internacionalmente”, asegura el sonero.

Ya se escuchan en los medios de comunicación varios temas de esta producción de Moisés Valle como: “Se acabó tu carnaval”, “Que le pongan salsa” así como la canción que da título a la obra, “Changanero”. No podía faltar en una joya musical de esta magnitud, justo cuando Yumurí y sus hermanos celebran los 25 años de carrera, la inclusión en el fonograma del bonus track de uno de sus más grandes éxitos: “De Carnaval en Carnaval” una obra que ha bailado por años el público de Cuba.

Changanero lleva la producción musical del propio Moisés Valle “Yumurì” con el acompañamiento de Lázaro “El Fino” Rivero, Juan Bárbaro Pompa Zamora y Pablo Gabriel Marrero Alarcón.

Entre las figuras que aportaron su sabor al álbum destacan el compositor y percusionista Alain García Fernández, así como el inigualable director de orquesta y trompetista Alexander Abreu Manresa. De igual manera vale destacar el cuidadoso trabajo de grabación, mezcla y masterización realizado por Orestes Águila.

Como bien afirma Yumurí, este nuevo disco es un aire fresco para la música bailable cubana en momentos donde toman cada vez más auge las fusiones con sonoridades más electrónicas. “El universo musical ha cambiado pero la música cubana se sigue identificando en el mundo por el tumba’o, el ritmo, el estribillo, el sabor y la cadencia que le han caracterizado siempre.

“Rescatar y mantener el espíritu vivo de esa música que se hace sudando, en vivo, y desbordando sentimiento y cubanía sobre el escenario, es lo que tratamos de hacer en este disco”, concluye. Esta producción musical de Yumurí y sus hermanos será presentada al público cubano en una gira nacional que protagonizarán en los próximos meses.

Yumurí es un cubano como pocos: jaranero, sincero, cortés y con unas ganas inmensas de hacer música y llegar a su público; por más de 25 años lo ha conseguido y, de seguro, con Changanero llegará a más.

+ sobre Yumurí y sus hermanos